¿Sabías qué? Sin categoría

Crujir los dedos es perjudicial

Aunque en un primer momento puede resultar placentero, crujir los dedos es perjudicial a la larga para las articulaciones.

  

Por lo visto, tanto la propia articulación, como otras estructuras que la rodean como ligamentos o tendones, se desgastan innecesariamente: “se coloca la articulación en una posición determinada que hace que el espacio entre los huesos aumente y también el volumen de la cápsula sinovial”.

Por lo tanto, si este chasquido lo provocamos nosotros mismos, es que estamos movilizando la articulación más de lo que deberíamos generando desequilibrio. Al fomentar ese desequilibrio, cada vez nos parecerá que necesitamos crujirlos más y, aunque a corto plazo podamos sentir placer, a la larga este comportamiento generará una serie de problemas en la articulación.

Para cuidar nuestras articulaciones, lo mejor es una dieta variada y ejercicio físico:

tener un buen tono muscular reparte más la tracción y compresión que sufren nuestras articulaciones y previene la rigidez y el dolor articular

Escrito por K de Kiwi.

Fuente: @europa_press


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s